España

Manuel Jesús González: “Faltan incentivos para la programación”

La Feria de Teatro de Castilla y León se ha convertido en una referencia para conocer y diversificar el trabajo escénico que se realiza en toda España. Esta, en conjunto con otros 17 mercados que forman parte de la COFAE, pone sobre la mesa un esfuerzo inmenso por dar a conocer compañías y profesionales del sector. Su director –desde 2012 y presidente de COFAE–, Manuel Jesús González, cree con pasión en este trabajo. Sin embargo, considera que no hay que escatimar en esfuerzos cuando se trata de cultura y educación.

Para el gestor “aún hay pocos incentivos de programación” y muchos, aunque necesarios, para producir. Esto resulta en infinidad de espectáculos que a veces tienen muy corta vida pues no lograr insertarse en los circuitos teatrales o girar. Es por ello que considera que todavía hace falta un compromiso más fuerte por parte de las instituciones públicas.

Desde Ciudad Rodrigo, en Salamanca, donde unas 30.000 personas –entre locales y extranjeros– se dan cita cada año, según cifras de El Norte de Castilla, Gónzalez habla en exclusiva para El-Teatro.com sobre la feria que cerrará su 22 edición el sábado 24 de agosto de 2019.

Manuel Jesús González en una presentación en el Palacio de Montarco, durante la 22 Feria de Teatro de Castilla y León | @Patifini

 

-¿Qué es la Feria de Castilla y La Mancha?

La Feria de Teatro es un mercado de artes escénicas en el que procuramos fomentar un espacio de encuentro entre los creadores de los espectáculos, es decir compañías, distribuidores, productores y profesionales como responsables de programación y pretendemos generar las mejores condiciones posibles para que este sea un escaparate. Que los profesionales puedan ver un buen número de espectáculos. Las ferias no solo son un escaparate para las compañías sino un punto de encuentro donde se realizan rondas de negocios. Sirve para conocer nuevas líneas de trabajo.

-¿Cómo resiste 22 años la feria?

Hemos conseguido también un festival para el público general, porque asiste mucha gente. Es algo que se hace para fomentar el teatro en todo el territorio. Hemos resistido estos 22 años porque hay una implicación muy fuerte del público y un respaldo importante de los profesionales, que en agosto se desplazan hasta Ciudad Rodrigo, con lo cual hemos procurado tener una programación de mucha calidad y variedad. El apoyo de muchas instituciones ha sido muy importante.

La Troupe Malabo, circo de Valencia | @Patifini

 

-¿Por qué son importantes estos encuentros?

Son importantes porque están contribuyendo a dinamizar el mercado de las artes escénicas. Ayudan a crear opinión, a tener nuevas opciones, apostar por novedosos y recientes, intentamos servir para que los profesionales se acerquen a las compañías. Pero también dejamos réditos en la población que los acoge. En este caso es una población pequeña y la feria ayuda muchísimo en la proyección de la localidad, porque la hacemos en espacios municipales y ponemos en valor el patrimonio histórico y artístico.

-Recientemente decías que las ferias ayudan a vertebrar el territorio. ¿A qué te refieres?

Ese comentario venía porque es una de las conclusiones de un informe hecho por la Coordinadora de Ferias de Artes Escénicas (COFAE) y que indica que las ferias ayudan a vertebrar el territorio. En el caso de Castilla y León, en la feria pasan las principales producciones escénicas de cada año. Ayuda a descubrir compañías y les da oportunidades de ser conocidas. Pero luego deja una huella en la formación de públicos, de crear espectadores, así como también deja una huella económica porque hay muchos que se desplazan hasta aquí. En nuestro caso particular, viene implicada por la participación ciudadana, el apoyo de los jóvenes locales y la dinamización de actividades para niños, lo cual tiene que ver con una labor pedagógica en la que participan unos 5.000 niños.

Finalmente hay una colaboración de pequeños empresarios que hacen pequeñas donaciones y le dan nombre a uno de los espacios.

Manuel Jesús González en la Feria de Teatro de Castilla y León | @Patifini

 

-¿Crees que hacen falta más ferias en España?

Actualmente hay 18 ferias de artes escénicas conglomeradas por la COFAE, así como otras actividades, proyectos e iniciativas que desarrollamos de forma conjunta. No creo que se demande nuevos mercados, pero lo cierto es que la propia realidad escénica, en sus diferentes géneros y discplinas, es la que va a determinar si se necesitan nuevos mercados.

En el mediterráneo y en la cordillera cantábrica hay más presencia de estos mercados pero si es verdad que hay muchos en todo el territorio.

-¿Cómo ves el panorama de las artes escénicas en la actualidad?

Es complejo. Es como dicen de la mala salud y hierro del teatro. Desde hace unos años hay en España una gran producción escénica y mucho talento pero siguen siendo necesarios mercados para que se puedan amortizar, para asegurar un número de actuaciones, o de funciones, mínimas que rentabilice el esfuerzo económico, humano y creativo. Es a veces difícil que las compañías jóvenes o nuevas se dediquen exclusivamente al teatro.

Todo el ámbito escénico, nos toca remar contracorriente. Y las ferias juegan un papel de catalizador de las producciones que hay.

-Algunos distribuidores dicen que hay una sobreproducción en España, ¿es cierto?

A veces se habla de sobreproducción, yo no sé si es sobreproducción lo que hay o hay pocas líneas de programación claras y pocos incentivos de programación. Soy partidario de subvencionar y ayudar a programar, que subvencionar y ayudar a crear, que también es importante. Pero si a una compañía la programas, la compras y ayudas a que los teatros la programen, pues seguro que eso las beneficia más que a que la ayudes a crear un espectáculo que luego no pueden mover porque los circuitos comerciales son complicados.

Estamos en un país donde las grandes capitales, como Madrid y Barcelona, pueden copar una parte de la producción escénica y la producción que se realiza en provincias tienen más difícil insertarse en redes y llegar a más ciudades.

Espectáculo «O2» de la Compahnia Pia, Portugal | @Patifini

 

-¿Qué pasa en las provincias?

Que una compañía esté en cartelera en una provincia más de tres o cuatro días en una localidad, salvo en Madrid o Barcelona es casi impensable, salvo algunas excepciones en Bilbao, Valencia o Sevilla. Pero está muy complicado que una compañía esté mucho tiempo en las provincias y lo que le queda es girar, que es muy difícil.

Hoy estaba hablando con una compañía que vienen aquí, se van a actuar a Alemania y la semana que viene a Ávila. Es fastidiado pero lo tienen que hacer.

-¿Qué hace falta para que la situación cambie?

Hace falta un compromiso más fuerte por parte de todas las instituciones públicas de respaldo a los gestores culturales, de respaldo a los creadores. Sé que las instituciones hacen un esfuerzo importante pero hace falta que sea un poquito más fuerte. Por otra parte, hay que sembrar. ¿Y cómo? Con educación.

Sería necesario que las artes escénicas estén en los currículos escolares de los institutos y colegios, como formación académica, no extracurricular. Porque así estaríamos formando ciudadanos mejor preparados para un futuro.

A largo plazo tendremos programaciones estables, ciudadanos formados y con conocimientos relacionados con las artes escénicas, gente más preparada y más culta y por ende se benefician todas las artes, desde las artes escénicas hasta la pintura o la música.

Maintomano y el miedo a salir

Fotografías y vídeo: Patrizia Aymerich
Entrevista al director de la Feria de Teatro de Castilla y León, Manuel Jesús González.
Artículo anteriorMaintomano y el miedo a salir
Comentarios (0)

Deja un comentario

¡Suscripción exitosa!

Powered byRapidology